Si la pornografía es un vicio adictivo.. ¿Porque no le cobramos un impuesto?

0
58

En México cobramos impuesto a algunos vicios que causan adicción, lo cual tiene como resultado consecuencias positivas, como es la disminución en su consumo y el ingreso de recursos a las arcas públicas. Un ejemplo de lo anterior son el cobro de impuestos sobre el alcohol, al tabaco y más recientemente a las bebidas azucaradas, este último según datos de la revista The Economist, en poco más de un año ha logrado que el consumo baje un 2%.[1]

Anteriormente se negaba el efecto adictivo de la pornografía (quizá más por cuestiones idelológicas-liberales que científicas) , pero estudios recientes indican lo contrario. Catharine Mackinnon, profesora feminista en la Facultad de Derecho de Harvard, dice que “el consumo de pornografía es una experiencia de sexo comprado” y de este modo se crea un hambre para seguir comprando, cosificando y representando lo que se ve.[2]

Además, el ver pornografía y satisfacerse a sí mismo con ella termina haciendo cortocircuito en el proceso sexual. Esto crea una adicción parecida a la drogadicción que distorsiona la visión de una persona sobre la sexualidadTambién condiciona la mente para esperar satisfacción sexual a demanda, y a buscar contenido cada vez más explícito y más violento para alcanzar el mismo nivel de excitación.[3]Está demostrado que la pornografía crea adicción, y la adicción trae efectos nocivos al que lo consume, como pérdida de la voluntad, ansiedad social, depresión; y en forma particular para la pornografía, la disfunción eréctil.[4]

En base a lo anterior, lo que seguiría es intentar reducir su consumo, sin embargo esto se ha intentado en otros países sin mucho éxito por múltiples razones, considero que las más importantes son la multiplicidad de medios que la distribuyen (internet, televisión, cine, medios impresos), su fácil acceso, su vaga clasificación, los interese creados y concepto erróneo de libertad.

Analicemos juntos a los tres primeros, los medios de distribución, fácil acceso y vaga clasificación:

Hace un par de décadas la mayoría de la pornografía  se distribuía a través de revistas especializadas en el tema, como Playboy, Penthouse, Hustler, por películas y programas en cine y TV clasificados como material para adultos y por medios magnéticos (cintas de video, DVD) ; ahora en cambio más del 90% se consume por el Internet, ya sea en sitios gratuitos o de paga; por lo que no hace falta ir al puesto de periódicos, la tienda de video o suscribirte a un canal de cable para adultos para ver pornografía, con solo un click puedes tener acceso a miles de sitios pornográficos de todas clases, muchos de ellos usando menores de edad y explotando a jóvenes como lo explica el documental Hot Girls Wanted de Netflix.[5] La gran mayoría de estos sitios cuentan con servicios de citas y chats en vivo con costo, pasando así de pornografía a prostitución.

Sin embargo, si la pornografía estuviese circunscrita solo a los sitios para adultos tendríamos un problema controlable, ya que existen filtros que pueden evitar el acceso, desgraciadamente la realidad es más compleja, ya que en la red se puede acceder a la pornografía sin necesidad de entrar a sitios clasificados como tales, solo echen un ojo a unos de los principales diarios nacionales como son El Excelsior http://www.excelsior.com.mx/ y el Universal http://www.eluniversal.com.mx/,

El primero tiene en su página principal la marquesina de “La Selección del Día” donde en la mayoría de las ocasiones hace referencias a artículos de su sección “Función” y “Adrenalina” con mujeres con poca ropa o de plano desnudas, al igual que El Universal en su sección de “El Gráfico”. Recientemente se pueden encontrar los “profundos” artículos de “Miss Bumbum Brasil te desea feliz 2016” o “Las Basquetbolistas más candentes juegan en tanga” ambos publicados en la página principal de estos diarios a principios de este año, sin dejar de mencionar el que califican videos de twerking como “propuestas artísticas dignas de estudio”.

Sumen a estos dos diarios nacionales, a revistas de alto tiraje como TvNotas http://www.tvnotas.com.mx/index.php  y TvyNovelas http://www.tvynovelas.com/mx/ , que sin ser clasificadas como pornográficas siempre tienen a una mujer con poca ropa y en pose sensual tanto en la portada como en varias secciones.

Estas mismas revistas tienen su publicación exclusivamente pornográfica llamada H para Hombres en donde salen las mismas artistas (seguramente en la misma sesión fotográfica) solo en poses un poco más “atrevidas”. Aunque en esta última publicación las imágenes son más extremas el efecto en el lector es semejante. Solo busquen el concurso de la “Mejor Cola” de TvyNovelas en Colombia… si eso no se clasifica como pornografía es porque de plano nos estamos haciendo tontos.

¿Creen que exageramos? Busquen en Goolge imágenes de TvNotas y TvyNovelas y lo podrán confirmar, se trata de pornografía “adornada” con algunos chismes. Si pocos hombres ven novelas, por qué será que en las peluquerías la mayoría de las revistas que “leen” los hombres son TvNotas y TVyNovelas? Será por sus sesudos reportajes? Será por reseñas de programas que nunca ven?….No por nada son de las revistas con mayor re-uso en México. Debido a estas razones es que la revista Playboy en Estados Unidos dejó de publicar desnudos, no solo tiene una mayor competencia de las revistas y sitios internet exclusivamente pornográficos, sino también en de medios no clasificados de esta manera.

Otra fuente de pornografía suave son los canales de videos musicales clasificados para adolescentes , como MTV o Telehit.

En los videos nominados a mejor artista MTV femenino 2015 son[6]:

–          Beyonce 7/11

–          Taylor Swift- Blank Space

–          Nicki Minaj- Anaconda

–          Sia- Elastic Heart

–          Ellie Goulding- Love me like you do

Los videos de Beyonce y Nicki Minaj consisten en bailes eróticos, el de Blank Space no tiene contenido erótico pero si violencia, el de Sia muestra una niña de 13 años en traje de baño con un hombre mayor en una jaula, y el de Ellie Goulding muestra escenas de la película las 50 sombras de Grey.

De acuerdo con Telehit, el segundo video más visto en el 2014 fue el de Shakira- Can’t Remember to forget you con Rihanna, el cual se trata de bailes eróticos combinado con lesbianismo.

Algunos pensarán que esto es un tema de mochos queriendo impedir la libertad de expresión, les pediría a estas personas que escucharan a una de las voces más liberales de Estados Unidos como Bill Maher cuando habla acerca de la sobresaturación de sexo en la publicidad, catalogando a anuncios de hamburguesas de Carls Junior y Burger King como pornográficos[7]; o vean a otro ultra-liberal como el cómico John Oliver, quien en su programa de “Last Week Tonight” critica a la revista especializada en deportes de Sports Illustrated, la cual sigue insistiendo a través de su “Swimsuit Issue” en publicar portadas con mujeres que no dejan nada a la imaginación.[8] Esto último es también criticado en la revista Forbes[9], la cual no se puede calificar de conservadora.

En resumen, en estos días el encontrar pornografía no solo es tarea sencilla, ya ni si quiera hay que buscarla, te llega sin que lo solicites.

Esta sobre-saturación, facilidad de obtención y vaga clasificación tiene como consecuencia que técnicamente es casi imposible filtrar el contenido pornográfico y por lo tanto puede ser consumido por cualquiera. Un estudio de la Universidad de Plymouth realizado sobre más de 1,000 personas concluye que los primeros contactos con la pornografía se realizan a los 11 o 12 años.[10], y que algunas de las consecuencias que acarrea son que los niños y jóvenes acaban pensando que eso es una vida sexual normal; lo cual es totalmente irreal, el sexo real se trata de cortejo, interacción, caricias, olores, feromonas, conexión emocional.. algo completamente diferente a lo que nos muestra la pornografía.

Según el sitio pornhub, a finales del 2015, México era ya el 10mo consumidor de pornografía a nivel mundial, y con tendencia ascendente.[11]

Pasemos a otro problema, los interese creados. Si la pornografía existe es debido a que es un negocio que se aprovecha de la debilidad humana y grupos vulnerables para generar consumo. Es difícil calcular el monto de ingresos generados por la pornografía, firmas especializadas en Internet calculaban mas de 13 billones de dólares en el 2006 [12], sin embargo este estudio solo toma en cuenta la pornografía comprada, no toma en cuenta los ingresos por publicidad por generación de tráfico en sitios donde la pornografía no se vende en forma explícita.

Que hacemos?

La prohibimos, la censuramos?

Allí entra el último problema que mencionamos, un erróneo concepto de libertad.

Como ejemplo tenemos el Child Decency Act que intentaba regular el contenido de internet en  Estados Unidos; no prosperó debido a el contra-argumento de que este control constituye una violación a la libertad de expresión enraizada en la primera enmienda.[13]

Entonces, sabemos que es un vicio que genera adicción, que tiene como efecto secundario la trata y la prostitución, y sin embargo no podemos controlar su distribución ni censurarlo. Solución, cobrémosles un impuesto especial, y así los fenómenos que ahora actúan en su favor comenzarán a actuar en su contra.

Porque? Debido a que el acceso a la pornografía por internet es tan sencillo y económico que el fisco no tendrá dificultad para monitorear qué medios la están distribuyendo, además de que por métodos similares es posible monitorear comerciales y programas de TV con desnudez o sexo explícito que se transmiten en horarios familiares.

La fácil distribución nos ayuda a la medición y fiscalización, que hay de los intereses creados… pues seguramente habría muchos afectados que se opondrían al impuesto . Nuestra respuesta es que ante un gobierno ávido de recursos ya vimos que ni las tabacaleras ni refresqueras pudieron frenar el impuesto, por lo que, al menos en este sexenio, a los distribuidores de pornografía tampoco les pronosticaría mucho éxito

La libertad de expresión? No se vulnera (esto de acuerdo a los estándares que han establecido los liberales), si quieres seguir distribuyendo pornografía lo puedes hacer, solo que ahora tienes que pagarle a la Secretaría de Hacienda.

Quizá el mayor reto para su implementación se encuentre en la clasificación del contenido, en donde se determine con la mayor objetividad posible qué es y qué no es pornografía, unos intentarían solo definir pornografía como sexo explícito, mientras otros intentarían ampliar el término a lo que provoca excitación sexual.

Cuales serían los efectos de este impuesto? Además de una mayor recaudación tendríamos una menor distribución de material pornográfico (menos medios estarían dispuestos a que les cobren impuestos por publicar contenido que no es parte esencial de su objetivo) y por lo tanto un menor consumo.

Ojalá como sociedad nos organicemos para proponer soluciones para reducir la distribución y consumo de pornografía en el país, gana el gobierno, ganan los nuestros niños y jóvenes, gana México.

 

Hazte Sentir.

 



[1]http://www.economist.com/news/finance-and-economics/21679259-taxes-fizzy-drinks-seem-work-intended-stopping-slurping

[2] Mackinnon, “La pornografía como trata,” 34.

[3]Struthers, William M. Cableado para la intimidad: Cómo Pornografía secuestra el cerebro masculino. Downers Grove, IL: IVP, 2009. Impresión, 97-99.

[4]http://yourbrainonporn.com/great-porn-experiment-transcript

[5]https://es.wikipedia.org/wiki/Hot_Girls_Wanted

[6]http://www.eluniversal.com.mx/articulo/espectaculos/musica/2015/07/21/lista-de-nominados-los-mtv-video-music-awards-2015

[7]https://www.youtube.com/watch?v=Lad26hfccS4

[8]https://www.youtube.com/watch?v=l8QNDRbjong

[9]http://www.forbes.com/sites/markheisler/2015/02/09/what-swimsuit-issue-really-shows-the-decline-of-sports-illustrated/

[10]http://yourbrainonporn.com/l-children-becoming-addicted-internet-porn-2012

[12]http://www.covenanteyes.com/2012/06/01/how-big-is-the-pornography-industry-in-the-united-states/

[13]https://es.wikipedia.org/wiki/Communications_Decency_Act

No hay comentarios

Dejar respuesta