#NosFaltan24sacerdotes: Crímenes contra sacerdotes en México son tendencia en redes

758

Desde esta mañana, el hashtag #NosFaltan24sacerdotes se convirtió en tendencia en la red social Twitter, mientras diversos usuarios hacían un llamado de justicia ante las muertes de 24 sacerdotes en los últimos seis años en México.

Trendsmap México confirmó que #NosFaltan24Sacerdotes era tendencia en el país.

Esta movilización de cientos de usuarios que han utilizado el hashtag #NosFaltan24Sacerdotes se desató tras la noticia del hallazgo del cadáver del P. Moisés Fabila Reyes, Capellán emérito de la Basílica de Guadalupe, que fue secuestrado el 3 de abril en la ciudad de Cuernavaca, en el estado de Morelos.

Ayer 26 de abril, tanto la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) como la Arquidiócesis Primada de México expresaron su dolor ante la muerte del P. Fabila, el tercer presbítero asesinado por el crimen en el país en menos de diez días.

En las últimas horas, varios usuarios han publicado la foto del P. Moisés Fabila Reyes, usando el hashtag # NosFaltan24Sacerdotes y con un mensaje donde hacen un llamado a la acción y piden justicia.

Una de estos es Norma De Haro, que escribió: “Hoy con sumo dolor, enfrentamos la gran muerte de sacerdotes y la mayoría de los católicos vemos esto como una amenaza seria que no podemos dejar pasar”.

Otros usuarios utilizaron el hashtag para publicar imágenes donde se lee: “Quiero un México donde no asesinen a los sacerdotes”, “En México nos faltan 24 sacerdotes que han sido asesinados desde 2012. Queremos justicia y paz para nuestra comunidad”, “En este mundo lleno de violencia necesitamos más sacerdotes y los están matando” y “Mi amigo es sacerdote y quiero que viva en paz”.

El P. Samuel Bonilla, conocido en las redes como el Padre Sam, se sumó a esta iniciativa en Twitter con esta petición: “¿Tienes un amigo sacerdote? Alza tu voz con #NosFaltan24Sacerdotes”.

También escribió: “Los que quieren callar su conciencia, comienzan callando a los sacerdotes. #NosFaltan24Sacerdotes”.

Un usuario llamado “Hermano Axel” indicó que “como yo, muchos nos preparamos para ser sacerdotes y corremos el riesgo de ser asesinados, algo anda mal”.

Algunos de los asesinatos

Según informó el Centro Católico Multimedial de México (CCM), en junio de 2012, fue asesinado el P. Víctor Manuel Diosdado Ríos, de la Diócesis de Apatzingán, debido a que “su trabajo pastoral incomodó a varios criminales”.

En el 2013, perecieron cuatro sacerdotes, entre los cuales figuraba el P. Joel Román Salazar, de la Diócesis de Ciudad Altamirano, quien fue “despeñado en su automóvil con premeditación, alevosía y ventaja”.

En septiembre de 2016 murieron en Veracruz los presbíteros Alejo Nabor Jiménez Juárez y José Alfredo Juárez de la Cruz. En ese mes también fue secuestra y asesinado en Michoacán el P. José Alfredo López Guillén.

Uno de los casos más destacados del 2017 fue la muerte del P. José Miguel Machorro, que fue apuñalado al final de una Misa en la Catedral Metropolitana de México el 15 de mayo y falleció el 3 de agosto a causa de las heridas.

En febrero de este año, el P. Germaín Muñiz García y el P. Iván Añorve Jiménez fueron acribillados en una carretera.

En este mes de abril, el día 18 el P. Rubén Alcántara Díaz, vicario judicial de la Diócesis de Izcalli, fue asesinado dentro de la iglesia de Nuestra Señora del Carmen.

Dos días después, unos desconocidos mataron a balazos al P. Juan Miguel Contreras, que estaba en el interior de la iglesia de San Pío de Pietrelcina, en Guadalajara.

El P. Moisés Fabila Reyes es el sacerdote número 24 de esta lista de muertes de sacerdotes en manos del crimen organizado en México.

ACI Prensa

No hay comentarios